¿Qué pide la AEFI para regular el sector FinTech en España?

RedacciónSin categorizar

La Asociación Española de FinTech e InsurTech (AEFI) ha presentado el Libro Blanco de la Regulación FinTech en España, con la confianza de que la Administración y los organismos reguladores tomen buena nota del interés de la Asociación para trabajar de manera conjunta.

Esta es la hoja de ruta que la AEFI quiere promover de manera proactiva:

  • Implementación en cada Supervisor Financiero de los tres mercados (Banca, Servicios de Inversión y Seguros) de una Dirección de Autorizaciones específica para FinTech y un equipo técnico que ofrece asesoramiento sobre cómo deben interpretarse las normas respecto del producto/servicio planteado.
  • El establecimiento de Unidades o Divisiones de asesoramiento dentro de los distintos supervisores como mecanismo para prestar asistencia a las entidades FinTech en el procedimiento de autorización requerido para acceder, en su caso, a la actividad regulada así como una vez con licencia, poder favorecer medidas simplificadas de cumplimiento normativo bajo determinadas condiciones siempre que se protejan adecuadamente los intereses de los consumidores.

Jesús Pérez, presidente de la AEFI, ha resaltado que el Libro Blanco “no plantea una regulación ad-hoc para las entidades FinTech en España ajena al ordenamiento jurídico aplicables al Sector Financiero en sus tres industrias (entidades bancarias e instituciones financieras, empresas de servicios de inversión y compañías de seguros y figuras especializadas como operadores de banca-seguros, mediadores, agentes, etc.), sino identificar qué aspectos vigentes en las condiciones de acceso a las actividades sujetas a reserva de actividad y en las condiciones aplicables al ejercicio de tales actividades financieras deberían ser objeto de revisión y mejora para adecuar dicho marco legal y reglamentario a nuevas formas de prestar servicios financieros”.  

En la actualidad se demandan servicios financieros innovadores, que beneficien y respondan a los intereses de los consumidores, incrementen la competitividad del sector, siempre respetando las limitaciones que derivan “per se” de un ecosistema sujeto a la supervisión prudencial y de conducta de las autoridades administrativas, a nivel nacional como son el Banco de España, la Comisión Nacional del Mercado de Valores y la Dirección General de Seguros y Fondos de Pensiones, y a nivel comunitario, Banco Central Europeo, ESMA y EIOPA.

En la presentación del Libro Blanco, participó Emma Navarro, Secretaria de Estado para el Tesoro, quien destacó que el fenómeno fintech debe ser abordado “desde una perspectiva global, dado que se trata de un fenómeno sin fronteras”, y ha prometido que España seguirá contribuyendo a la discusión sobre cómo abordar esta confluencia de tecnología y banca.

Por su parte,  Javier Ruiz Santiago, viceconsejero de Economía e Innovación Tecnológica de la Comunidad de Madrid, calificó como “oportuna iniciativa de elaborar un Libro Blanco Regulatorio del sector FinTech en España”. 

Desde ambas instituciones se ha respaldado la iniciativa del Libro Blanco ” clave en el camino para favorecer la inversión y el desarrollo de proyectos centrados en la creación, implantación y evolución de tecnologías y de los conceptos digitales aplicables a la actividad financiera”, según el portavoz de la Comunidad de Madrid, quien clausuró la jornada diciendo “Ha sido, sin duda, un gran acierto y  no tengo la menor duda de que será un importante referente en la estrategia de todos los gestores de política económica, entre los que por supuesto me incluyo, y muy especialmente en los organismos reguladores de nuestro país”.